pechos desiguales

Los pechos desiguales en forma y/o tamaño afectan la autoestima y la salud emocional

La asimetría de mama o diferencia en el tamaño de los senos tienen un impacto significativo en la salud mental de las adolescentes, que afecta a la autoestima, el bienestar emocional y el desarrollo social. Más que una "cuestión estética", la asimetría de mama puede tener efectos psicológicos y emocionales negativos.

Impacto de la asimetría de mama en la salud psicológica de las adolescentes

Las diferencias en el tamaño de los senos son comunes, especialmente en la adolescencia temprana. En muchos casos hay diferencias que se van solucionando con el paso del tiempo durante el desarrollo, sin embargo en algunas pacientes la diferencia persiste después de la pubertad. Alrededor del 40% de las adolescentes con asimetría de mama padecen también una deformidad congénita en la que los senos no se desarrollan normalmente que se conoce como mama tuberosa y que puede ser unilateral o bilateral.

El desarrollo psicosocial y el nivel de calidad de vida relacionado con la salud parecen afectados en las chicas que padecen una asimetría de mama en las cuales haya una diferencia entre los senos de al menos en una talla copa del sujetador, en comparación con aquellas con pechos “normales”.

Esta clase de alteraciones psicosociales parecen ser las mismas que podemos encontrar en las adolescentes con macromastia o mamas demasiado voluminosas, otra condición común con un conocido impacto en la salud mental. Ambas condiciones (asimetría de mama y gigantomastia) también se asocian con alteraciones de conducta de tipo “borderline” y trastornos alimenticios.

Los investigadores de Boston afirman que las pacientes que sufren de asimetría de mama tienen niveles de bienestar emocional y de autoestima más bajos. Así mismo afirman que una intervención temprana puede minimizar el desarrollo de conductas negativas. Esto no implica la necesidad de intervenir quirúrgicamente muy temprano (especialmente en los casos de niñas más jóvenes), sin embargo parece apropiado realizar por lo menos una visita con un especialista en cirugía plástica que pueda explicar tanto a las pacientes como a los padres, las características de la alteración, las posibilidades quirúrgicas, la estrategia y los tiempos mas adecuados.

En muchos casos una visita y una explicación eficaz pueden ser de gran apoyo para ver con más claridad las posibles soluciones a una problema que afecta la esfera emocional e incluso ayudar a enfocar con más esperanza los casos en los cuales sea necesario, a causa de la edad muy temprana, esperar algún tiempo hasta el completo desarrollo físico.

Deja un mensaje

avatar